La opinión de Merche Galí

2018: año EDUSI

2018 será un buen año para Almassora. Lo dice el presupuesto municipal que presenté este miércoles junto al concejal de Hacienda, Santiago Agustí, y la primera teniente de alcalde, Susanna Nicolau. Como resumen les diré que alcanzaremos los 22,4 millones de euros, un 6,23% más que las cuentas que están en vigor, y que las inversiones crecerán un 143,65% hasta los 1.694.090,85 euros.

No echen la vista atrás para compararlo con ningún presupuesto de los últimos años. Ni siquiera en año electoral, cuando echaba el resto, fue capaz el PP de presentar unas cuentas tan ambiciosas. Ahora que piden que cumplamos el objetivo deuda cero les recuerdo que en 2015 heredamos la suya de 7,3 millones y que ya la hemos reducido hasta los 3,2 millones, la más baja de la década. En 2018 estará por debajo de los 2,8 millones. Ya ven, dos ayuntamientos se endeudan menos que uno solo.

Sigue leyendo

Guarden las medallas

Les Corts Valencianes aprobaron ayer una moción consensuada por los grupos para acelerar lo máximo posible la salida al bloqueo que ha impuesto la empresa constructora del colegio Regina Violant. Así lo afirmamos porque es la empresa la que está incumpliendo el calendario que firmó en el contrato de adjudicación y “gracias” a su actitud más de 600 alumnos que podrían estrenar, por fin, colegio siguen en barracones.

Quería dejar claro quién es el responsable directo de la parálisis de la obra en este momento. De los 12 años de gobierno del Partido Popular, cuando se construían obras faraónicas pero colegios no, ya hemos hablado mucho. Ahora los trabajos, que tienen el presupuesto reservado por parte de la Generalitat, no avanzan al ritmo que deberían porque la empresa quiere más dinero del que también formó por contrato.

Eso lo sabemos todos pero el PP hace como que no. En el pleno del viernes nos dijeron que tienen la duda de si este equipo de gobierno, los técnicos que trabajan al servicio de Almassora o quizá yo misma, hemos pedido a la empresa que pare las obras. Parece ser que estamos encantados de perpetuar a 600 criaturas en aulas de plástico, de dejar sin aparcamiento a los usuarios de la piscina, de hacer encajes de bolillos para molestar a todos los colectivos de la zona lo menos posible, de dejar en el aire los proyectos previstos allí.

Sigue leyendo

¡Por fin menos de 2.000 parados!

Tocamos fondo y, una vez ahí, «solo» quedaba salir del pozo. Pero no iba a ser fácil. Yo, que siempre prefiero dar buenas noticias, al conocer que Almassora ha roto por primera vez desde la crisis económica la barrera de los 2.000 parados, vuelvo a tener motivos para la esperanza. Pero como toda alegría, vamos a digerirla poco a poco y sin euforias de ningún tipo, que sigue habiendo 2.000 dramas particulares y circunstancias personales por los que seguir trabajando.

Los datos de empleo que facilita la Generalitat Valenciana son transparentes: Almassora cerró octubre con 1.943 vecinos parados (15,32%), mil menos de los que tenía en 2012 (24,01%). A juzgar por las ampliaciones de empresas, por las licencias de actividad que cada lunes concedemos en junta de gobierno y por las sensaciones que me transmiten los ciudadanos con los que charlo en el Dia del Veí, todo me hacía pensar que la cifra sería positiva. Pero, por fin, puedo comprobarlo y compartirlo con vosotros.

Sigue leyendo

Sergi

Había sido uno de los días más felices de su vida. Así definió Sergi Escobar Cabús su llegada al banquillo del CD Castellón este martes. Orgullo para nosotros que un almassorí cumpla su sueño. En su caso, el de entrenar al Castellón, donde le deseo mucha suerte (siempre que no comparta terreno de juego con otros albinegros, los nuestros). Quienes le conocen dicen que dejó huella en el CD Almazora y en el resto de clubs. Que hoy exporte su talento al equipo de la capital, pero sobre todo que alcance su meta, me recuerda que todo es posible con esfuerzo.

Intuyo que detrás de ese cénit profesional hay muchas horas invertidas, el tesón del día a día en los entrenamientos cuando aún éramos alumnos de EGB, la implicación familiar, el trabajo, la perseverancia. Los valores del deporte en su plena expresión pero, por encima de todo, una de mis máximas: que no se puede pasar por la vida de puntillas. O lo que es lo mismo, que hay que poner pasión en cada proyecto que iniciamos, por pequeño que sea.

El de Sergi Escobar es el ejemplo que percibo desde la Alcaldía en otras tantas personas. Sin ir más lejos, la banda de Almassora, nuestra Esmeralda, celebra mañana su concierto más importante, el de Santa Cecilia. Imposible no escenificar el esfuerzo de todos en la figura de su director para hacer de la música un bien de interés general. Víctor Alapont es un derroche de energía desde el momento que coge la batuta para dirigir a una formación que ha alcanzado sus mayores logros a base de constancia.

De eso sabe de sobra Marisa Chust, la oncóloga a la que entregué en marzo el premio Clara Campoamor con motivo del Día de la Mujer Trabajadora. Numerosos méritos, en lo profesional y lo personal, los de nuestra vecina, jefa clínica del servicio de Oncología Radioterápica del IVO. Una eminencia en la investigación contra el cáncer que con sus metas laborales convierte la esperanza en curación.

LOS TRES son solo una muestra heterogénea de los valores que admiro: la entrega personal para lograr un objetivo común. Mi admiración hacia Sergi, Víctor, Marisa… a los que cumplen sus sueños y ayudan a que los demás cumplamos los nuestros.

Merche Galí

Alcaldesa de Almassora

Artículo publicado en El Periódico Mediterráneo: http://www.elperiodicomediterraneo.com/noticias/opinion/sergi_1108349.html

Sergi

Había sido uno de los días más felices de su vida. Así definió Sergi Escobar Cabús su llegada al banquillo del CD Castellón este martes.  Qué orgullo para nosotros que un ‘almassorí’ cumpla su sueño. En su caso, el de entrenar al Castellón, donde le deseo mucha suerte (siempre que no comparta terreno de juego con otros albinegros, los nuestros). Quienes le conocen dicen que dejó huella en el CD Almazora. Que hoy exporte su talento al equipo de la capital, pero sobre todo que alcance su meta, me recuerda que todo es posible con esfuerzo.

Intuyo que detrás de ese cénit profesional hay muchas horas invertidas, el tesón del día a día en los entrenamientos cuando aún éramos alumnos en Embajador Beltrán, la implicación de la familia, el trabajo, la perseverancia. Los valores del deporte en su plena expresión pero, por encima de todo, una de mis máximas: que no se puede pasar por la vida de puntillas. O lo que es lo mismo, que hay que poner pasión en cada proyecto que iniciamos, por pequeño que sea.

Sigue leyendo

Cercanías distantes

Mi queja no es ni de lejos comparable a la de mis compañeros de las comarcas del norte de Castellón, donde los desplazamientos en tren son un auténtico drama para estudiantes, enfermos que se trasladan a hospitales, etc. ¿Cómo es posible que tengan el mismo servicio (o peor) que hace décadas? La respuesta no puede ser otra que la falta de inversiones y de voluntad del Gobierno. Aquí tenemos que conformarnos con Cercanías que tienen pocas paradas en nuestra estación y frecuencias que son todo menos frecuentes.

En Almassora son muchos los vecinos que se desplazan a diario hasta Castellón, hacia los pueblos vecinos o a Valencia. También en el Ayuntamiento tenemos funcionarios que llegan cada día procedentes de otros municipios a través de este medio de transporte. Por ello, aunque no podemos incrementar el número de viajes, estamos convencidos de que la estación y su entorno puede mejorar ostensiblemente la imagen que ofrece a los usuarios.

Es momento de subirse al tren de la modernización. Por ello ya hemos solicitado presupuestos para renovar el entorno de nuestra estación. De momento, pedimos a Adif que nos permita instalar cámaras de seguridad para que no importe la hora del día en que uno va a coger un tren, ni si lo hace solo o acompañado. Cualquier ciudadano tiene derecho a desplazarse sin miedo a ser asaltado o con esa sensación de incertidumbre que esperamos dejar atrás.

No es la única medida para renovar un entorno falto de inversiones desde hace años. La pretensión del concejal de Servicios Públicos, Joan Antoni Trenco, es adecentar la conexión entre el apeadero y el casco urbano y también el entorno del propio edificio de la estación. Sería fantástico habilitar un verdadero espacio de aparcamiento para dejar el coche en condiciones hasta el regreso y poner hormigón en unas aceras que ahora mismo son inexistentes.

Recojo el testigo de los vecinos que me han pedido más seguridad para poder llegar a su centro de trabajo o de estudio. Todavía es pronto para saber qué inversión necesitaremos para acometer la obra, pero si algo está claro es que como está no puede quedarse.

Merche Galí

Alcaldesa de Almassora

Artículo publicado en El Periódico Mediterráneo: http://www.elperiodicomediterraneo.com/noticias/opinion/cercanias-distantes_1106629.html

Empleo por ocho

La moda, la gastronomía, el turismo… cualquier sector de la sociedad, incluso nosotros mismos, debemos pararnos a veces, analizar dónde estamos y explorar nuevas vías para renovarnos y seguir siendo competitivos, es decir, útiles. La Escuela Taller de Almassora también. Me refiero a este espacio en esos términos porque es así como la conocemos, aunque ahora sea mucho más que una escuela o un taller y reciba ocho veces más inversión municipal que en 2015 para impartir cursos.

La falta de fondos durante años dejó una nave anticuada, medio abandonada y entendida sólo como espacio para enseñar a manejarse a futuros trabajadores de la construcción con alguna excepción. Desde luego, si se trata de crear empleo, esa proyección del edificio es una solución con poco recorrido, dependiente de los vaivenes de la economía inmobiliaria.

Sigue leyendo

Una década sin chistar

Decía Ryszard Kapuscinski, el referente de los buenos periodistas, que los cínicos no servían para su oficio. El de las letras se parece al de los políticos. En realidad, todos se resumen en lo mismo: el ejemplo personal. Se escribe y se hace política, como en el resto de profesiones, como se es. Viendo al exalcalde Vicente Casanova llevándole una camiseta al conseller Marzà para reclamar el colegio Regina Violant he recordado las palabras de Kapuscinski.

Y he recordado también las del propio Casanova, que se convirtieron en un mantra para su grupo cuando el Partido Popular gobernaba el Ayuntamiento y la Generalitat: «Las cosas se arreglan en los despachos, no en las manifestaciones». Y lo cierto es que les echamos de menos durante muchos años en las puertas del colegio en barracones. No bajaron a atender caceroladas y esquivaron decir bien alto que la Conselleria no reservaba durante una década dinero para construir el Regina.

Sigue leyendo

Heredarás la deuda

El Ayuntamiento de Almassora acabará 2017 con la deuda más baja de la década. Los números que presenta la Tesorería no dejan lugar a dudas: cerraremos el año adeudando a los bancos 3,2 millones de euros en créditos. La cifra confirma que hemos hecho las cosas como tocaba y que, ni aún sumando la deuda con otras administraciones ni leasings de vehículos ni ningún otro compromiso, nos acercaremos a los 11,8 millones de euros que llegó a deber nuestro pueblo en el 2013. Reducir la morosidad en esos valores no es fruto de la casualidad, sino de llevar las cuentas al día. Lo sabe bien nuestro concejal de Hacienda, Santiago Agustí, que esta semana ha trabajado en el expediente para la inminente amortización de 923.000 euros de un préstamo refinanciado en 2014 pero con origen en el centro de todas las debacles económicas de este Ayuntamiento: la avenida Generalitat.

Recuerdo cuando nos dijeron que la deuda (millonaria) con los vecinos estaba saldada gracias a una gestión casi milagrosa del anterior equipo de gobierno. Las cifras demuestran que no es así y que hoy seguimos pagando por no haber negociado con los propietarios de los terrenos afectados por las expropiaciones. Las costas judiciales, los abogados, los intereses… Nada es gratuito. Y si en su día obligó a recortar los servicios públicos para atender el fallo judicial, hoy todavía pagamos por ello.

 Pero no miramos al pasado, sino hacia al presente. Y el análisis económico, basado en datos objetivos, nos da la razón: no hemos firmado ningún crédito con ningún banco desde que accedimos al equipo de gobierno, no hemos subido los impuestos y pagamos a nuestros proveedores en plazos de 24 a 28 días, cifras de las que presumo porque son excepcionales, como los servicios técnicos que trabajan cada día para seguir mejorando.

Gracias a ello logramos el superávit que ahora nos permite amortizar créditos y reducir los intereses que año tras año pagamos con los impuestos de los ciudadanos. A ellos nos debemos y por ese motivo en 2018 introduciremos mejoras fiscales como la bonificación de vehículos sostenibles. Y todo ello con un calendario de pagos más flexible.

Merche Galí

Alcaldesa de Almassora

Publicado en El Periódico Mediterráneo el 15 de septiembre de 2017

Nuevo curso, nuevos retos

Empieza el curso escolar… y el político. Casi para todos, este mes representa el comienzo de algo nuevo. Septiembre deja atrás las particularidades del verano para devolvernos a la realidad del día a día con nuevos proyectos y aquellos que no pudieron materializarse antes. El Ayuntamiento de Almassora no ha dejado de trabajar en julio ni agosto, ninguna institución debería hacerlo, pero vuelve a la carga con retos importantes y yo misma me encargaré de ir contándoselos en esta sección desde hoy  mismo.

De sobra es conocido por todos el problema que arrastra el colegio Regina Violant. Desde 2006 opera en barracones que nacieron llamándose provisionales y que han marcado a varias generaciones de vecinos de Almassora. Después del concurso público y la adjudicación, la empresa encargada de las obras las ralentizó en un intento por modificar el presupuesto del contrato al alza. De haberse ajustado a las condiciones establecidas y firmadas en su día, más de 600 pequeños estarían preparándose para estrenar un colegio digno, un colegio de verdad.

Este contratiempo del que no es responsable la Generalitat Valenciana (que reservó los 5,1 millones de euros necesarios para la obra y la sacó a concurso después de varias legislaturas de gobiernos del PP sin nada más que promesas), ni el Ayuntamiento de Almassora (que sólo puede ocuparse por ley del mantenimiento de los colegios) nos ha llevado a múltiples gestiones para minimizar el impacto para la comunidad educativa de otro año en aulas de plástico.

Abrir un colegio es uno de los proyectos más satisfactorios para un alcalde. Nada me haría más feliz al frente del Ayuntamiento de Almassora que ver a los alumnos del Regina Violant (y a los del Santa Quitèria) estrenando un colegio en condiciones. Pero mientras actuamos como intermediarios entre las familias y la Conselleria de Educación para saber el desenlace de este bloqueo que esperamos tenga los días contados, la actividad continúa en el consistorio.

El departamento de Urbanismo, que en su día redactó el diseño del Regina Violant y posteriormente aceptó la dirección de obra para acelerar la obra, tuvo que desatender otras cuestiones a las que ahora volveremos. Y en este punto tiene un papel destacado la EDUSI, la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible Integrado, o lo que es lo mismo, la recepción y gestión de los 5 millones de euros que nos ha concedido la Unión Europea (la cantidad límite a la que podíamos aspirar) para invertir en el urbanismo de Almassora. El Ayuntamiento aportará idéntica cuantía. En total, 10 millones de euros para diseñar la Almassora del futuro siguiendo las reglas que marca Europa: movilidad sostenible, transporte público, accesibilidad, priorización del peatón…

Por este motivo la práctica totalidad de los departamentos municipales se volcarán en los próximos meses (algunos ya están en ello) para presentar los proyectos, cumplir los plazos, velar por su legalidad, etc. y que la UE aporte las cantidades comprometidas. Por ello auguro un desenlace del año con obras tan importantes como la remodelación de la calle San Jaime para convertirla en un bulevar y la ampliación del carril bici por Boqueras. En el urbanismo bien entendido, alejado de las obras faraónicas, arranca el curso para Almassora.

Merche Galí

Alcaldesa de Almassora

Publicado en Levante de Castelló el 10 de septiembre de 2017